Tame Impala – ‘Currents’ (2015)

En julio de 2015, los australianos Tame Impala lanzaron Currents. Currents es el tercer álbum de estudio de la banda, publicado a través de Modular Recordings. El grupo, originario de la ciudad de Perth, fue fundado en el año 2007, y posteriormente, en los años 2010 y 2012, publicaron Innerspeaker y Lonerism, respectivamente.

Especialmente con Lonerism llegó el auge de Tame Impala, y fue adquiriendo protagonismo el nombre de Kevin Parker, quien alcanzó un reconocimiento tal que provocó que la banda fuera considerada para algunos como una de las mejores formaciones de la música contemporánea, y Currents es uno de los trabajos de 2015 que mayores expectativas ha generado.6f530c4b3411e658c65faa7d9817c59f.620x620x1

Tame Impala se asentó con Lonerism con un sonido inédito, una fusión experimental que exhibía un rock psicodélico con matices electrónicos, por así decirlo, pero con un estilo novedoso y excluido de lo habitual. Sin embargo, la carrera de los australianos ha sido corta en cuanto a buenos trabajos. La caída en picado ha llegado sin previo aviso con el tercer lanzamiento discográfico, pues a Parker y compañía se les han acabado las ideas, o han preferido ser reiterativos y dar a conocer un disco inconsistente, plagado de clichés y prescindible.

Como si el conjunto ya lo supiera, y optara por una estrategia comercial, presentaron primero el tema ‘Let It Happen’, que es, en mi opinión, el único destacable de todo este nuevo repertorio. En ‘Let It Happen’ se advierte ya un cambio de rumbo en el grupo: en Currents se pierde la contundencia de discos anteriores, se silencia la guitarra y se insiste en los sintetizadores y vocoders. En resumen, aumenta la faceta electrónica del grupo, pero las canciones pierden originalidad. ‘Let It Happen’ puede engañar, es un gran inicio para un álbum, un tema notable y misterioso que incita a la escucha repetida. No obstante, la buena impresión que ha empezado a dar el disco se desvanece a partir de ‘Nangs’: un tema demasiado corto y superfluo. ‘The Moment’ tiene una base un poco más rockera, con la voz hipnótica de Parker acompañada de reverb.

‘Yes I’m Changing’ no es un cambio, pese a que lo señale el título de la canción. Es otra pieza insustancial que se mueve a ritmo de balada ochentera, una composición melosa y endulzada a golpe de agudos en la voz. ‘Eventually’ alterna la intensidad con la calma, cambios de ritmo y de entonación que mejoran levemente la idea global que se tiene del álbum. ‘Gossip’ es otro interludio, con un toque apenas palpable de música country, pero tan maquillado por efectos de teclado que apenas se distingue.

‘The Less I Know The Better’ tiene un aire de pop setentero, ‘Past Life’ está plagado de secciones con distorsiones de voz y de sintetizadores que tejen una melodía que sube y baja de tono, emergiendo a la superficie para después profundizar en la psicodelia. ‘Disciples’ es otro de los tantos tracks que no aportan nada al álbum. Después suena ‘’Cause I’m A Man’, otra balada de estética ochentera. ‘Reality In Motion’, ‘Love Paranoia’ y ‘New Person, Same Old Mistakes’ siguen la misma línea; cambios psicodélicos con letras que giran en torno al amor, que es la idea conceptual del disco.

Calificación: 3 / 10

Tracklist:

  1. Let It Happen
  2. Nangs
  3. The Moment
  4. Yes I’m Changing
  5. Eventually
  6. Gossip
  7. The Less I Know the Better
  8. Past Life
  9. Disciples
  10. Cause I’m A Man
  11. Reality In Motion
  12. Love/Paranoia
  13. New Person, Same Old Mistakes
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s